+595 21 232 752

cis@unasur.edu.py

17/03/2017

Cuidados a tener en cuenta en el tratamiento de la diabetes

La diabetes es una enfermedad generada por varias causas. Los pacientes que la padecen presentan elevados niveles de azúcar en la sangre. Existen dos tipos principales de diabetes: la diabetes mellitus insulinodependiente y la diabetes mellitus no insulinodependiente.

La diabetes mellitus insulinodependiente, también conocida como diabetes tipo 1, se desarrolla cuando las células del páncreas, encargadas de producir insulina, están destruidas. Este tipo de diabetes afecta mayormente a personas menores de cuarenta años y requiere tratamiento diario con aplicaciones de insulina. Puede presentarse a cualquier edad. La causa es desconocida.
Por su parte, la diabetes mellitus no insulinodependiente se presenta cuando el páncreas aún posee la funcionalidad para producir insulina, aunque en poca cantidad. También se la denomina diabetes mellitus tipo 2 y quienes la padecen deben recibir dietoterapia indicada por el nutricionista, hipoglucemiantes orales prescriptos por el médico, y en casos más graves requieren la aplicación de insulina. Es el tipo de diabetes más frecuente y generalmente se presenta en la edad adulta.

Principales síntomas
- Pérdida de peso
- Visión borrosa.
- Sed y sequedad en la boca.
- Fatiga
- Eliminación de grandes cantidades de orina (especialmente en horas de la noche)
- Sensación de hambre.
Con el paso del tiempo, la diabetes puede desencadenar otras alteraciones en el organismo como:
- Ceguera
- Úlceras en la piel
- Pérdida de la sensibilidad debido al daño de los nervios del cuerpo.

Recomendaciones generales para prevenir la diabetes.
- Consumir alimentos ricos en fibra.
- Disminuir el consumo de frituras y alimentos grasos como la manteca, margarina y carne grasa.
- Reducir la ingesta de azúcar.
- Mantener un peso saludable.
- Evitar el consumo de alcohol.
En el ámbito nutricional es importante la modificación de los hábitos de alimentación. Se deben consumir alimentos con bajo índice glucémico para evitar que la glicemia se eleve rápidamente. Toda persona que esté cursando con la enfermedad debe recibir asesoramiento de un equipo interdisciplinario de la salud.